top of page

Tipos de vivienda: ¿cómo identificar la más conveniente para ti?

Actualizado: 29 mar 2023

En el mercado inmobiliario actual existen distintos tipos de vivienda con características que las hacen únicas e inconfundibles. Las hay para todos los gustos y necesidades, tanto para familias numerosas como para individuos y parejas. No obstante, quienes buscan una propiedad, ya sea para invertir o vivir, puede que no sepan reconocer una tipología de la otra.


¿Por qué es importante conocer los diferentes tipos de vivienda?

¿Por qué es importante conocer los tipos de vivienda antes de decidirse por alguna? Porque así es más fácil identificar el inmueble que mejor se adapte a las necesidades de sus futuros ocupantes. De hecho, una mala elección podría significar más gastos, menos confort para la familia y un mantenimiento deficiente del inmueble.


A grandes rasgos, las viviendas se clasifican en dos grupos principales: vivienda unifamiliar y vivienda plurifamiliar. Esta clasificación toma en cuenta el número de familias que pueden ocupar una vivienda en condiciones óptimas de habitabilidad. Bajo cada categoría se agrupan los distintos tipos de viviendas conocidos en el sector inmobiliario.


¿Qué son los tipos de vivienda unifamiliar y plurifamiliar?

Pasemos a identificar los principales parámetros según los cuales se clasifican las viviendas unifamiliares y plurifamiliares.


Vivienda unifamiliar o individual

Las viviendas unifamiliares o individuales son inmuebles habitados por una sola familia, generalmente unidos por lazos consanguíneos. Es la típica casa de construcción horizontal (con poca altura) que alberga un grupo familiar de uno a cuatro miembros.

Entre las principales características de una vivienda unifamiliar destacan:

  • Se pueden identificar fácilmente por la presencia de áreas externas privadas como jardines, patios y estacionamientos.

  • Generalmente, están ubicadas en zonas más cercanas a la naturaleza que a la ciudad.

  • Pueden estar construidas en una urbanización o en una parcela individual.


Ventajas y desventajas de una vivienda unifamiliar

Pasemos a enumerar las principales ventajas que ofrece a sus ocupantes una vivienda unifamiliar:

  • Se disfruta de mayor privacidad que en una vivienda plurifamiliar, ya que no hay zonas comunes que compartir.

  • Se dispone de más metros cuadrados que en un estudio o apartamento, así como una mejor distribución de los espacios.

  • Dependiendo de la ubicación del inmueble, se disfruta más de la naturaleza y el aire libre.

  • Hay menos normas de convivencia y pocas restricciones para llevar a cabo reformas en la vivienda.

Claro está, en este tipo de construcción no todo son ventajas. Algunos inconvenientes de las casas unifamiliares son:

  • Estos tipos de vivienda son más costosos, no solo para construirlos, sino también para darles mantenimiento y cuidado.

  • Por su ubicación descentralizada, hay que recorrer más distancias para acceder a servicios.

  • La seguridad puede ser un problema, en especial para quienes viajan con frecuencia.


Vivienda plurifamiliar o colectiva

Las viviendas plurifamiliares o colectivas son edificaciones diseñadas para albergar a más de un grupo familiar. Son construcciones verticales o de mayor altura que las viviendas unifamiliares. Un claro ejemplo de este tipo de vivienda son los edificios residenciales y condominios, en donde viven diversas familias.


Las principales características de las viviendas colectivas son:

  • Ocupan una menor extensión de área horizontal y suelen tener tres o más plantas (pisos).

  • Por lo general, las familias no presentan lazos de consanguinidad ni afinidad entre sí.

  • Las familias viven en secciones independientes, pero comparten los servicios y las áreas comunes (pasillos, escaleras, ascensores, piscina, etc.).

  • Suelen estar ubicadas en plena ciudad o en zonas cercanas al casco urbano.


Ventajas y desventajas de una vivienda plurifamiliar

Veamos cuáles son las principales ventajas e inconvenientes de las viviendas plurifamiliares. Entre las ventajas destacan:

  • Son menos costosas de adquirir (comprar o arrendar) y mantener.

  • Debido a su ubicación centralizada, ofrecen un rápido acceso a servicios y lugares de interés (entretenimiento, trabajo, estudio, centros médicos, etc.).

  • Suelen ser más seguras que las viviendas unifamiliares.

Por otro lado, conviene tener presente algunas desventajas de vivir en una vivienda colectiva:

  • Poca privacidad, puesto que las residencias son contiguas y se comparten las zonas comunes.

  • Suelen tener espacios reducidos o mal distribuidos.

  • Hay normas de convivencia que respetar y poca libertad para realizar reformas.


¿Qué tipos de vivienda unifamiliar existen?

Las casas independientes y los chalets son dos tipos de viviendas unifamiliares más comunes en el sector inmobiliario. Veamos cuáles son sus principales características y en qué casos suelen ser más convenientes.


Casa independiente o aislada

Entre los tipos de vivienda unifamiliar destacan las casas independientes construidas en parcelas aisladas. Su principal característica es que no tienen contacto directo con ninguna construcción, sino con la vía pública. Además, suele estar rodeada de un terreno de variable extensión usado como jardín o con fines agrícolas.

Vivir en una casa independiente es especialmente atrayente para las familias con hijos o con miembros de edad avanzada. Disfrutar de áreas externas privadas, la ausencia de vecinos cercanos y el contacto con la naturaleza son algunas razones.


Chalet

Los chalets son viviendas unifamiliares que están aisladas, pero tienen algún contacto entre sí. Los que están unidos por una pared se denominan chalets pareados. Si está en contacto con otros edificios a izquierda y derecha se consideran chalets adosados.

Casi siempre, los chalets otro de los tipos de vivienda que forman parte de una misma urbanización privada. Por eso, disfrutan de mayor seguridad que las viviendas aisladas. Son inmuebles muy cómodos, ideales para familias que necesitan viajar y se ausentan con frecuencia.



¿Qué tipos de vivienda plurifamiliar existen?

Ahora hablemos de los principales tipos de vivienda plurifamiliares que existen y sus características más resaltantes.


Vivienda tipo estudio

Un estudio es una vivienda plurifamiliar de dimensiones reducidas que tiene todos los espacios distribuidos en una misma planta. Es decir, se prescinde de paredes que dividan las áreas principales (cocina, sala, dormitorio). Son económicos y suelen estar ubicados en ciudades y núcleos urbanos. Individuos y parejas sin hijos son sus principales ocupantes.


Apartamento o piso

Se trata de una vivienda plurifamiliar más amplia que un estudio y con espacios separados y mejor distribuidos. Suelen tener varios dormitorios, más de un baño y hasta balcón. Son ideales para parejas sin hijos o familias de tres miembros. Al igual que el estudio, comparten edificio con otras viviendas en régimen de propiedad horizontal.


Vivienda dúplex

Una vivienda dúplex está compuesta por dos plantas unidas entre sí por una escalera interna. En la primera planta se encuentran la sala, cocina, comedor y lavandería; mientras que, en la segunda están los dormitorios. Suelen ser más espaciosos que un apartamento y se ubican en los últimos pisos de los edificios.

Ofrecen una experiencia de vida similar a estar en una casa, pero con mayor seguridad y menos gastos. Son una alternativa excelente para familias modernas y numerosas que buscan un hogar cómodo para vivir en la ciudad.


Vivienda loft

Un loft es una vivienda plurifamiliar que se caracteriza por tener un espacio bastante amplio y sin divisiones. Son inmuebles residenciales que, originalmente, fueron usados como local comercial o nave industrial. Techos altos, grandes ventanales y mucha luz son sus principales características.


¿Cómo elegir el tipo de vivienda según mis intereses?

En conclusión, queda claro que conocer los tipos de vivienda es esencial para elegir el más conveniente. Como hemos visto, entre los factores a considerar, destacan la ubicación del inmueble, el espacio disponible y la accesibilidad a los servicios. Además, hay que considerar el presupuesto disponible y los gastos de mantenimiento del propio inmueble.


Puesto que cada grupo familiar es diferente, hay que evaluar en detalle las opciones disponibles para elegir con acierto. Las ventajas y retos de tener una vivienda independiente no son las mismas de tener un apartamento, por ejemplo. El objetivo final es que la familia disfrute del mayor confort posible sin incurrir en gastos innecesarios.


 

No te pierdas ninguna actualización sobre nuestro contenido en el blog y en redes sociales.


Encuéntranos como:

Regístrate en nuestro sitio web y comenta en nuestras publicaciones, nuestro equipo de expertos quiere hablar contigo y asesorarte.

1320 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page